Publicidad

Hallan a niño encadenado al interior de su casa, tenía múltiples signos de violencia

El padre del menor de edad, al parecer, sería el responsable de este indignante hecho de maltrato infantil que se ha repetido constantemente durante los últimos seis meses.

En un estremecedor suceso que ha generado indignación y rechazo en el municipio de Soledad, Atlántico. Un niño, de apenas 11 años fue descubierto encadenado dentro de su propia residencia, ubicada en el barrio La Inmaculada. El espeluznante hallazgo, que tuvo lugar en las últimas horas, mantiene en alerta a las autoridades locales.

El menor, cuya identidad se mantiene en reserva por razones de protección, fue encontrado prisionero en su vivienda debido, según fuentes preliminares, a un presunto diagnóstico de hiperactividad. Vecinos alarmados alertaron a las autoridades, desencadenando una rápida respuesta por parte de la Policía Nacional, que logró liberar al niño el pasado sábado.

Tras su rescate, el infante fue trasladado de urgencia a la clínica Agrupasalud IPS, donde los equipos médicos activaron los protocolos correspondientes para casos de violencia intrafamiliar. Los informes médicos preliminares revelan un panorama desgarrador: el niño habría sido sometido a esta cruel situación durante al menos los últimos seis meses, exhibiendo evidentes signos de abuso físico, incluyendo laceraciones en el cuello, tobillos y muñecas, provocadas por las cadenas que lo mantenían cautivo.

“Nos preocupa por la situación que el niño cuenta, pues él asume y dice que es maltratado por su padre, que su papá lo tenía amarrado porque no sabe quedarse quieto y es hiperactivo, pero aquí él ha demostrado ser un niño que, si se trata con amor, hace caso y responde a los tratamientos que se le indican”, aseguró Zully Olarte, jefe de comunicaciones de la IPS Agrupasalud

En la actualidad, el menor permanece bajo estrictos cuidados médicos en el centro asistencial, donde se le están proporcionando los tratamientos necesarios para su recuperación física y emocional.

Simultáneamente, se están llevando a cabo gestiones para que el niño sea asignado a un tutor del Instituto Colombiano de Bienestar Familiar, ICBF, con el fin de garantizarle un entorno de protección y atención especializada.

En cuanto a la justicia, se ha señalado que las penas por maltrato intrafamiliar según la legislación vigente pueden oscilar entre 4 y 8 años de prisión. Sin embargo, en casos que involucren a menores de edad, la condena podría alcanzar hasta los 14 años.

La ley 1098 de 2006, más conocida como el “Estatuto de la Infancia y la Adolescencia”, tiene como objetivo fundamental asegurar el pleno desarrollo de los niños y adolescentes en un ambiente familiar y comunitario seguro y amoroso.

En este contexto, el Ministerio de Justicia y del Derecho insta a la población a denunciar cualquier indicio de maltrato infantil ante el Centro de Atención e Investigación Integral contra la Violencia Intrafamiliar, reafirmando así el compromiso del Estado colombiano con la protección de los derechos de la infancia.

Agregue a Q'hubo Bucaramanga a sus fuentes de información favoritas en Google Noticias aquí.
Publicidad

Otros artículos

Síguenos

0SeguidoresSeguir
4,304SeguidoresSeguir
5,140SuscriptoresSuscribirte
Publicidad

Últimos artículos

Publicidad
Publicidad