fbpx
Síguenos en redes

Q'hubo Bucaramanga

¿Les bajarán el ‘pato’ a los motociclistas en Bucaramanga?

Así pasó

¿Les bajarán el ‘pato’ a los motociclistas en Bucaramanga?

De los más de 707 mil automotores que ruedan por la capital santandereana y su área metropolitana, alrededor del 60% son motocicletas, de acuerdo con las estadísticas de la Alcaldía de Bucaramanga.

Los recientes atracos y homicidios reportados en el área metropolitana de Bucaramanga tienen un común denominador: fueron cometidos por personas que se movilizaban en motocicletas y que emplearon este tipo de vehículo para huir de la escena del crimen.

De hecho, la semana pasada la Policía Metropolitana desarticuló en la capital santandereana una banda que estaba dedicada al robo mediante la movilidad de ‘raponazo’, y que usaba motos y parrilleros para asaltar a sus víctimas y escapar de las autoridades.

En el reciente atraco masivo a ocho personas en una tienda de Bucaramanga, y en los dos ‘sicariatos’ que hubo el pasado fin de semana también en barrios bumangueses, los delincuentes y los homicidas utilizaron motocicletas para sus fechorías.

Ante la comisión de este tipo de delitos, que según líderes cívicos van en aumento, concejales y expertos en materia de seguridad ciudadana advierten que en Bucaramanga se debe estudiar e implementar restricciones para el parrillero en moto, tal y como ocurre en otras ciudades principales del país con el fin de prevenir las acciones delincuenciales.

La propuesta

El presidente del Concejo de Bucaramanga, Fabián Oviedo, aseguró este lunes que realizará una solicitud formal al Alcalde Juan Carlos Cárdenas, “para que contemple la posibilidad de prohibir temporalmente el parrillero en moto”.

“Como hay muchas familias que se transportan en motocicleta, proponemos que se contemple la posibilidad de permitir solamente al parrillero de sexo femenino y no perjudicar la movilidad de los ciudadanos”, explicó el Corporado.

De los más de 707 mil automotores que ruedan por la capital santandereana y su área metropolitana, alrededor del 60% son motocicletas, de acuerdo con las estadísticas de la Alcaldía de Bucaramanga.

Para el Presidente del Concejo “la inseguridad en Bucaramanga rompió los límites de la percepción. Diferentes variables influyen en este aumento de la actividad delictiva, entre ellas el impacto económico generado por la pandemia, el aumento descontrolado en la población, y  la dificultad que supone el ser identificado al tener una mascarilla que cubre la cara.

“Los diferentes videos que vemos en redes sociales y en medios de comunicación evidencian como la mayoría de los delitos se cometen en moto y por delincuentes que se movilizan en pareja en este medio de transporte, por eso considero que es importante revisar esta propuesta ya que se atacaría directamente el modus operandi”, agregó Oviedo.

“Bucaramanga está retrasada”

Vanguardia consultó a Germán Castro Díaz, un coronel de la reserva activa del Ejército con más de 33 años de experiencia y estudios en gerencia de la seguridad y análisis socio político.

Lo primero que señaló este experto es que “Bucaramanga está retrasada en el análisis e implementación de estrategias en seguridad y convivencia”.

Castro Díaz indicó que, ante la situación de orden público e inseguridad que existe en la ciudad y su área, es favorable estudiar detenidamente alternativas como la restricción del parrillero en moto.

Este consultor en asuntos de seguridad indicó que “en estos momentos tenemos una confluencia de migrantes disparada, además de las necesidades a raíz de la afectación económica por pandemia; los índices de seguridad han aumentado y la herramienta para evadir a las autoridades es la moto.

“En muchos casos el parrillero presta algún apoyo para intimidar o ejecutar los delitos. Ahora, los sistemas de cámaras de vigilancia no brindan la misma capacidad de seguimiento para el caso de las motos. Estamos en un momento complejo… Yo sí veo conveniente medidas para el parrillero en el área metropolitana”, concluyó el coronel entrevistado.

Inseguridad desbordada

El estudio más reciente en materia de seguridad elaborado por la Alcaldía de Bucaramanga señala que, en la ciudad cerca del 9% de los homicidios se comete bajo la modalidad de ‘sicariato’, y que alrededor del 75% de asesinatos se genera en medio de riñas.

Entre 2017 y 2019 se registraron en el municipio 307 homicidios, de los cuales 29 fueron cometidos por sicarios a bordo de motocicletas.

“En lo corrido de 2021 hemos registrado cuatro ‘sicariatos’ en el área… Sobre una posible restricción al parrillero, es una determinación que le compete a las autoridades de gobierno y estaremos atentos para acatar cualquier instrucción”, informó la Policía Metropolitana de Bucaramanga, Mebuc.

Agregue a Q'hubo Bucaramanga a sus fuentes de información favoritas en Google Noticias aquí.

Más de Así pasó

Arriba