Publicidad

Conozca a Leidy, la bumanguesa integrante del GOES

Con 31 años de edad, y 12 en la institución, es la única mujer conductora del Grupo de Operaciones Especiales.

Jugar a policías y ladrones fue una de las actividades favoritas de Leidy Lizarazo Niño. Y claro, siempre elegía ser del bando policial porque por sus venas corrían esas ganas de proteger y librar del mal a quienes la rodeaban.

Tan fuerte ha sido su atracción por pertenecer a la institución, que no dudó nunca en tomar un camino distinto a la hora de enfocarse en lo profesional. Fue así como eligió presentarse a la Policía y hoy en día pertenece al Grupo de Operaciones Especiales (GOES).

“Me uní a la Policía no solo para proteger a la ciudadanía, sino también porque me gusta la acción. Me han llamado la atención las armas y desde que estoy en la policía es una adrenalina a combatir la delincuencia”, afirmó Lizarazo a Q’hubo.

‘De armas tomar’
Con 31 años, hace cinco disfruta la adrenalina de sostener y disparar armas de alto calibre. Como el fusil Tavor 21, de fabricación Isrraelí con un peso de cinco kilogramos, que acompañados de toda la munición, hacen que la patrullera Lizarazo porte un promedio de veinte kilos de elementos de combate añadidos a su cuerpo.

“Me gusta porque causa impacto y es un arma de alta precisión. Usted dispara y da en el blanco. Es muy chévere y me encanta”, añadió.
A lo la largo de su carrera ha ayudado a la desmantelación de bandas criminales, estructuras dedicadas al microtráfico, gracias a su dedicación y capacidad de reacción.

‘Una dura’ al volante
Además de ‘echarse al hombro’ sus municiones, es la conductora del vehículo oficial del GOES. Sostuvo la patrullera que se siente orgullosa de esta labor, ya que es consciente que sobre ella recae una inmensa responsabilidad que disfruta en cada ‘arranque’.

“Es muy chévere ver que yo también debo proteger a mis compañeros cuando conduzco. Siempre somos seis o siete y yo soy la única mujer. Esto es algo que me llena de orgullo”, precisó.

Gratitud con su mamá
Si hay ser que Leidy admire, es su mamá. Contó que aunque muchos piensen que es una mujer ruda, en su casa, con su mamá y su hermano, es una persona cariñosa. Muy diferente a como se desempeña en su ámbito laboral. “De ella aprendí sobre berraquera. Ella por nosotros hizo de todo y es mi ejemplo”.

Finalmente, la conductora del GOES envió un mensaje a las mujeres que quieran portar un uniforme, que no hay ningún impedimento si así lo quieren. «Que nadie diga que esto es solo de hombres. La fuerza pública es para todos. Quienes quieran pertenecer, si es un sueño desde pequeñas, que luchen. Esta profesión hay que sentirla, yo amo ser Policía y así lo siento”.

Agregue a Q'hubo Bucaramanga a sus fuentes de información favoritas en Google Noticias aquí.
Publicidad

Otros artículos

Síguenos

0SeguidoresSeguir
4,304SeguidoresSeguir
4,890SuscriptoresSuscribirte
Publicidad

Últimos artículos

Publicidad
Publicidad