fbpx
Síguenos en redes

Q'hubo Bucaramanga

Asesinó a su pareja y luego se lanzó del piso 20 del edificio

Colombia

Asesinó a su pareja y luego se lanzó del piso 20 del edificio

El sujeto de 29 años llamó a una familiar y le confesó el crimen, le dijo que había matado a Kelly Cortés y que iba a desaparecer.

Intentando disimular la voz temblorosa que provenía de sus cuerdas bucales, Yeison Andrés Quintero Agudelo tomó el citófono ayer y llamó a la recepción. Le pidió al vigilante que por favor le abriera la terraza ubicada en el piso 20 del edificio y colgó.

Tomó el ascensor, subió y cruzó la puerta que ya estaba abierta. Se asomó al vacío y saltó sin mirar atrás. Sabía que de seguir con vida, la conciencia de haber asesinado al amor de su vida no iba a dejarlo vivir en paz.

El fuerte sonido alertó a los trabajadores del edificio y a los residentes. Incluso, los vendedores informales que estaban afuera de la propiedad, ubicada en el barrio Veracruz (Santa Fe), se percataron de lo ocurrido.

Las autoridades llegaron minutos después al edificio, subieron al apartamento en donde vivía el occiso, y allí se encontraron con una aterradora escena: una mujer yacía sin vida en el suelo, con una herida en el pecho y lago hemático a su alrededor. Era la pareja sentimental de Yeison.

“Escuchamos el golpe y cuando nos asomamos, todos corrían dentro del edificio hacia el patio interno. El rumor corrió rápido porque todos salían diciendo que un man se había lanzado desde la terraza. Lo que no pensamos era que había asesinado también a su novia”, le narró ayer a Q’HUBO un trabajador de la zona.

En medio del pánico y la zozobra evidentes, varios comerciantes, residentes y trabajadores aledaños a la Calle 18 con Carrera 4 presenciaron la inspección de ambos cuerpos la mañana de ayer.

Celos malditos
Kelly Dahiana Cortés Ramírez tenía el pelo claro, siempre estaba sonriente y su carisma había hecho que sus vecinos la tuvieran presente. Llevaba poco viviendo con su pareja en el edificio en donde ocurrió la tragedia y, dicen, en los últimos días los escucharon pelear.

“Las peleas se habían convertido en el pan de cada día entre ellos, pero uno qué se va a imaginar los alcances de las otras personas. Lo único que pudimos escuchar un día era que él le reclamaba a ella por otra persona, estaba como celoso. Creemos que eso fue lo que desató la pelea”, aseguró una vecina.

Yeison discutió con Kelly Dahiana sobre las 7 de la mañana de ayer y tomó un cuchillo de la cocina. Sin piedad le quitó la vida propinándole una mortal herida en el cuello y luego de dar vueltas en el apartamento con el cuerpo de la joven de 24 años, tomó su celular.

El sujeto de 29 años llamó a una familiar y le confesó el crimen, le dijo que había matado a Kelly y que iba a desaparecer. Colgó y fue cuando llamó a la portería para poner en marcha su maquiavélico plan.

La vida del homicida terminó cuando el reloj marcaba las 7:40 de la mañana de ayer, minutos después de que asesinara a su pareja sentimental y confesara el crimen.

En el momento en que los investigadores metían los cuerpos al carro de criminalística, comenzaron a llegar los familiares de la joven pareja, quienes en medio del llanto intentaron comprender la terrible y absurda tragedia ocurrida.

Agregue a Q'hubo Bucaramanga a sus fuentes de información favoritas en Google Noticias aquí.

Más de Colombia

Arriba