Publicidad

Video: Un santandereano llegó a Aruba para reclamar el cuerpo de su hijo que murió ahogado en el mar

Un angustioso drama viven los padres de Sergio Nicolás Castillo Hernández, el joven colombiano que murió en extrañas circunstancias en la isla de Aruba en el Mar Caribe. Sus seres queridos buscan la manera de repatriar su cuerpo.

La emisora Caliente 90.7 FM registró el momento de la llegada de Rosemberg Castillo Pardo, un hombre que nació en Vélez, Santander, que junto a su esposa bogotana Ligia Amparo Reina y otros familiares se trasladaron a Aruba a reclamar el cuerpo de su hijo Sergio Nicolás Castillo Hernández.

La hipótesis de la causa de su muerte, según las autoridades de Aruba, fue por inmersión (ahogado) en la playa de Palm Beach.Sergio de 28 años de edad, que laboraba para Scotiabank Colpatria, en Bogotá, había viajado a la isla a pasar una temporada de vacaciones junto a su novia y los familiares de su pareja.

En el atardecer del sábado 9 de marzo estaban en la playa de Palm Beach y el joven bogotano con raíces santandereanas se ausentó.

“Estábamos tomando algo, disfrutando del mar. Estábamos todos reunidos. De un momento a otro ya no vimos a Sergio. Empezamos a buscarlo, mi reacción en ese momento fue meterme al mar a buscarlo porque no lo encontramos en la orilla, ya no había luz porque eran las 6 o 7 de la noche, no sé cuánto tiempo duré en el mar. Hasta que no lo encontré, no regresé. Yo lo encontré boca abajo, lo volteé y como pude lo arrastré a la orilla”, dijo su novia al medio de comunicación de Aruba.

En la playa, unos médicos que estaban en el lugar le practicaron los primeros auxilios. Retomó el pulso y lo llevaron al Hospital Horacio Oduber donde le diagnosticaron muerte cerebral. Veinte horas después, el domingo 10 de marzo en la tarde, Sergio Nicolás murió.

Tienen una millonaria deuda

El cuerpo de Sergio Nicolás Castillo Hernández permanece retenido en una funeraria de la isla ya que les cobran cerca de 100 millones de pesos en gastos hospitalarios y funerarios.

El centro asistencial les cobró 20 mil dólares, unos 80 millones de pesos, por los servicios médicos que le prestaron. Adicionalmente, se requieren otros 20 millones de pesos para repatriar el cuerpo o las cenizas.

“En Colombia lo están esperando no nos iremos de la isla sin su cuerpo. Conseguimos con donaciones la compra de los boletos para llegar a Aruba y ahora esperamos que el gobierno nos ayude para repatriar el cuerpo de nuestro hijo, necesitamos el apoyo del gobierno de Colombia, aquí algunas personas nos están ayudando para recolectar el dinero”, señaló su padre.

Agregue a Q'hubo Bucaramanga a sus fuentes de información favoritas en Google Noticias aquí.
Publicidad

Otros artículos

Síguenos

0SeguidoresSeguir
4,304SeguidoresSeguir
4,880SuscriptoresSuscribirte
Publicidad

Últimos artículos

Publicidad
Publicidad