fbpx
Síguenos en redes

Q'hubo Bucaramanga

Adoptaron a Luna, la perrita que corrió detrás de un carro después de ser abandonada

Así pasó

Adoptaron a Luna, la perrita que corrió detrás de un carro después de ser abandonada

Luna, la perrita que corrió detrás de un carro después de ser abandonada en el Centro de Bucaramanga, ya tiene nueva familia.

Nicolás Fajardo, el joven que asumió la titánica labor de salvar a Luna, es la persona que ha decido adoptar a la perrita, que corrió detrás de un carro, luego de ser abandonada en el Centro de Bucaramanga.

Desde el momento en el que Nicolás se involucró en esta historia, Luna se le robó el corazón y no la ha descuidado ni un segundo, mientras le realizan todos los exámenes médicos al animalito.

El hecho se dio a conocer gracias a un video que se viralizó en las redes sociales en el que se ve a un desalmado que decidió tirar a su perrita a la vía, sin importarle si moría de hambre o de frío. Sin ningún remordimiento llegó hasta la calle 45, abrió la puerta del carro y lanzó a su mascota a su suerte.

Sin saber lo que ocurría, la perrita no se dio por vencida y persiguió durante varias cuadras a sus inhumanos dueños. Los alcanzó en un semáforo del Centro de Bucaramanga, pero ni siquiera eso logró conmoverlos para darle otra oportunidad. La dejaron ahí en medio de la nada.

Por fortuna para Luna, Nicolás, un ser de un corazón gigante, se encontró con esta historia. Tras captar con su cámara lo que había sucedido, decidió recogerla y llevarla hasta una veterinaria. Además puso en conocimiento de las autoridades lo que había sucedido.

Alexandra Moncada, coordinadora de animales de la Alcaldía de Bucaramanga, dijo: «El abandono es maltrato animal. «Lo primero, garantizar que la canina esté bien y gracias a Nicolas, se encuentra estable, ahora procederemos a abrir los procesos necesarios para restituir sus derechos».

Agregue a Q'hubo Bucaramanga a sus fuentes de información favoritas en Google Noticias aquí.

Más de Así pasó

Arriba
Activa nuestras notificaciones    Aceptar No, gracias